Balenciaga atenta contra Europa en su desfile de París

Madrid- A penas una semana después de anunciar su salida de Vetements, la firma que fundase junto a su hermano Guram, el diseñador y directora creativo de Balenciaga desde 2015 Demna Gvasalia mostraba en París su colección para la temporada Primavera/Verano de 2020.

La presentación tuvo lugar ayer domingo, 29 de septiembre, en el marco de esta última Semana de la Moda de París que lleva celebrándose, desde el pasado 23 de septiembre y hasta el próximo 1 de octubre, en la capital francesa. Un desfile que tenía lugar en el interior de un estudio de grabación en Saint-Denis, uno de los suburbios al norte de la ciudad, y que estuvo dominado en todo momento por una atmósfera irónica y muy crítica hacia los poderes políticos europeos.

Balenciaga atenta contra Europa en su desfile de ParísBalenciaga atenta contra Europa en su desfile de ParísBalenciaga atenta contra Europa en su desfile de París

Recurriendo a una escenografía que parecía imitar el interior del Parlamento Europeo de Estrasburgo, Gvasalia hizo desfilar sus diseños por una llamativa pasarela en forma de espiral, bañada con el azul característico de la bandera de la Unión Europea y con los asientos dispuestos a modo de escaños. Posiciones desde donde los invitados pudieron admirar una propuesta atrevida y muy llamativa, dominada por volúmenes extremadamente exagerados y formas arquitectónicas, surgidas de un “mix” de influencias entre las décadas de los años 80 y 90 —que tanto gustan al diseñador georgiano—, y la herencia artística propia de la casa. Presente en esta colección a través de vestidos claramente inspirados en aquellas capas elaboradas por el maestro español, así como en sus vestidos globo, saco y en su línea trapecio. Cuya forma de A invertida se alza como una de las más dominantes de la propuesta presentada por Gvasalia.

Vestidos de líneas puntiagudas y cortes asimétricos, espaldas angulosas proyectadas mediante hombreas en vestidos, trajes y chaquetas, junto a vaqueros y las ya características chaquetas acolchadas de la firma, en su variedad más “maxi”, se convertían así en los principales atractivos formales de la colección, junto a los vestidos de noche. Cuyas formas rígidas y acampanadas, y unos acabados que iban del plateado y el oro, hasta el rojo terciopelo, lograron captar la atención de todos los asistentes. Mientras que en el campo de los complementos, pudieron observarse desde bolsos con motivos de Hello Kitty, a llamativos pendientes en formas de cuchillas, delfines, corazones, conchas o clips.

A favor del planeta y contra los políticos europeos

El carácter subversivo de la colección no se limitó únicamente a la escenografía. Sino que en otro guiño crítico a las instituciones europeas, y especialmente a sus políticos, el diseñador hizo desfilar a sus modelos con trajes con el nombre de la marca grabado sobre un fondo que imitaba la enseña de “Mastercard”. Motivo que se repetía sobre unos ficticios pases de acceso junto a la palabra “vip”, en lo que parecía una denuncia pública entre los aborrecibles, y censurables, nexos de unión entre los poderes públicos y económicos.

Balenciaga atenta contra Europa en su desfile de ParísBalenciaga atenta contra Europa en su desfile de París

La ecología también fue otro de los aspectos presentes en la colección. A través de diferentes estampados a modo de patchwork que parecían imitar las cabeceras de medios de comunicación y magazines, sobre los que podían leerse las palabras “Earth” (Tierra), y mensajes como “Let’s protect life and our planet” (protejamos la vida y nuestro planeta) o “Save the planet” (salva el planeta).

En otro ejercicio por distanciarse de los “grupos de poder” y conectar con la clases trabajadoras —algo que no deja de resultar llamativo en una firma como Balenciaga, propiedad de la multinacional del lujo Kering—, el desfile contó con la participación de una combinación de modelos como Bella Hadid, y profesionales procedentes de campos tan diversos como la arquitectura o la ingeniería. Una amplia diversidad de perfiles, con los que la casa quería demostrar “cualquiera que sea la actividad que se ejerza, una prenda puede transformar tanto como un uniforme”.

Balenciaga atenta contra Europa en su desfile de París

Photo Credits: Balenciaga, desfile colección Primavera/Verano 2020. YouTube y página oficial.

 

Noticias relacionadas

MÁS NOTICIAS

 

ÚLTIMAS OFERTAS DE TRABAJO

 

LO MÁS LEÍDO